He practicado deporte toda la vida, muchos de ellos. Algunos de manera más “profesional”, otros por probar, pero nunca había disfrutado como hasta ahora de las ventajas de hacerlo de manera guiada, por alguien extremadamente profesional, sin tener que preocuparme por nada salvo por lo único verdaderamente importante: posar los pies en el suelo o deslizarme en cada brazada.

Entrenamientos dinámicos, divertidos e instructivos. Destacable que sus grupos de entrenamiento no son muy grandes con lo que todos nos sentimos bien atendidos y cómodos.

El mejor si quieres lograr tus objetivos de una manera segura y perdurable.

Himar Quintero